Enigma policíaco #03. Falsas apariencias

//Enigma policíaco #03. Falsas apariencias
  • enigma policiaco detective 03

Enigma policíaco #03. Falsas apariencias

El inspector Teófilo Vergara se disponía a tomar declaración a Eduardo Fernández en la sala de interrogatorios de la comisaría. Ya había escuchado su versión de los hechos, pero quería volverla a oír, y a su vez grabarla (era consciente de que iba a constituir la pieza fundamental del proceso judicial). Se había producido un asesinato en el garaje de un hombre adinerado de la ciudad que, al parecer, lo tenía habilitado como cuarto oscuro para revelar sus propias fotografías.

Vergara entró en la sala de interrogatorios esbozando una leve sonrisa y le pidió a Eduardo que volviese a narrar su historia. Eduardo contó punto por punto, como ya había hecho con anterioridad, lo siguiente:

Eduardo había quedado con Marco aquella mañana para revelar unas fotos que habían hecho juntos la tarde anterior. Mientras llegaba a casa de Marco, Eduardo iba hablando con él por el manos libres del coche. Marco estaba ya preparando los equipos de revelado, con las bandejas para los químicos para cuando llegase él, aunque habían cortado la comunicación unos minutos antes de que llegase a casa de Marco.

Cuando llegó al chalet, tocó unas veces el timbre sin obtener respuesta y llamó al móvil de Marco una vez, antes de saltar por la verja de la casa y entrar por la ventana del baño para ver si a Marco le había pasado algo. Volvió a llamar al móvil y fue directamente al garaje porque podía escuchar que sonaba desde esa dirección. Abrió preocupado la puerta que accedía al garaje desde dentro de la casa mientras gritaba : ¡¿Marco?!, ¡¿Marco?!, y encontró a su amigo tendido en el suelo con un puñal en la espalda. Había signos evidentes de lucha por todos lados, las bandejas y sus líquidos derramados, la ampliadora estaba rota y dos estanterías se habían caído, llenándolo todo de libros esparcidos por el suelo. Eduardo comprobó que su socio no tenía pulso y salió del garaje abriendo la puerta de vehículos con el interruptor de la pared. Ya no le importaba si la luz entraba en aquella sala, si los negativos se quemaban por su exposición. No quiso tocar nada en la escena del crimen para no contaminarla y salió a esperar a la policía hasta que esta llegó, encontrándole apoyado en el coche de Marco…

Para el inspector Vergara era suficiente, ya que la escena del crimen no se correspondía con lo que acababa de escuchar.

¿Sabe Ud. por qué?

enigma detectives privados 03

SOLUCIÓN:

Por | 2016-10-22T21:09:02+00:00 16 Julio, 2015|Tags: , |0 Comentarios